El Amor es la Fuerza Que Transforma el Alma del Mundo

Sostener y mantener una relación a requerido de mi parte: Comunicación, paciencia y fe, pero sobre todo amor. Antes pensaba que la vida era dejar y dar la vuelta. Pero hoy a través de mis propias experiencias e adquirido la sabiduría y la fe de poder visualizar y trabajar en crear lo mejor de mi relación. Tomando responsabilidad por mí mismo. En este presente siendo un educador y coordinador de Generaciones en Acción puedo darme cuenta del valor tan importante que representa mi madre que ha sido la fuente para reafirmar que no hay nada más grande en el mundo que el amor.  Ya que a través de sus consejos y apoyo incondicionales me dio el regalo precioso de amar con libertad. Mostrándome que su amor rompe todos los tabús.

Actualmente mi pareja y yo vivimos en una relación donde puedo sentir el calor de una familia de un hogar. Donde juntos compartirnos momentos de alegría, de esperanza al lado de su familia, de mi madre y de mis amigos.  Demostrando ante la sociedad que amor verdadero va más allá de cualquier miedo y prejuicio.

Y hoy participando activamente en Generaciones en Acción me doy cuenta de que como comunidad nos necesitamos unos a otros para apoyarnos y educarnos intergeneracionalmente, rompiendo barreras, dudas, temores y creencias que la misma sociedad nos impone.

Como hijo, ser humano, hombre, pareja, amigo, hermano, educador etc. pero sobre todo con la fuerza de transformar y dejar mi legado de amor, respeto y comprensión a las nuevas generaciones.